sábado, 14 de agosto de 2010

Dulce salitre

Llafranc. Costa Brava (Girona).

¿Cómo es posible que no la recuerdes? Sí, hombre, Andrea, la hermana de Alberto, el dentista. Qué lástima, tan joven, tan mona, y de la noche a la mañana, viudísima. Está destrozada. Tú, que te la mirabas con cara de hambre, no has ido a verla, ni darle el pésame siquiera. Qué poca sensibilidad tienes. Parece mentira que sigas comiendo, ahí, la cabeza gacha, la nariz en la sopa, como si nada. Pareces un pasmarote. Anda, echa más cava que hoy me apetece olvidarte. Por cierto, aún no me has dicho a dónde quieres ir de vacaciones. Que sí, hombre, no seas pelmazo, ya sé que te prometí que iríamos a donde tú quisieras. ¿A Tossa de Mar? Ni lo sueñes. Hay más de treinta kilómetros de curvas que se marea hasta el motor, con la de despeñes que hay por ahí, quita, quita. Podríamos ir a Llafranc. Hay un hotel junto al faro que tiene unas vistas de lujo. Bueno, sí, las vistas y el hotel, claro, ahí todo es de lujo. No empieces, ¿eh? No me seas rácano, hombre. ¿O tengo que recordarte quién pagó el crucero del verano pasado? Pues no se hable más, nos vamos a Llafranc. Y deja de dar chasquidos a la lengua ¿vale? Mira que está feo, eso. Ay, ahora que hablamos de cosas feas, se me olvidó decirte que sobre las doce llamó tu madre. Dijo no sé qué de comer mañana con tu primo el cojito de Sants, así le llamabais, ¿no?, el cojito, sí, y le falta más de media pierna. Aún recuerdo cómo os divertíais, tú y tus amigos, empujándole cuando iba a bajar del bus. Venga, levanta, que estás medio atontado. Ya te dije que no bebieras tanto. Hoy echaremos la siesta juntos. No, no, nada de quedarte en el sofá, tú te vienes a la cama conmigo que después de tantos años si no roncas no atrapo el sueño. Y ahora dame un beso que no hago más que pensar en la pobre Andrea. Mira que si te perdiera, así, de pronto, como de un plumazo, ay, no sé qué haría, quizá me moriría también, sí, eso haría, morirme en vida. Anda, tira para la cama que me deprimes.
Aniki

16 comentarios:

Bucan dijo...

Interesantes escenas que describes. Se queda uno con ganas de saber más. ¿Las inventas o las recopilas de escenas vistas o vivídas?. Supongo que es una técnica que no tienes porqué desvelar.

Lo que me dijiste sobre la Guardia Civil, pienso que tienes toda la razón. Veo que estás puesta en los temas, que no eres una poetisa que viva en otra dimensión.

José Antonio Fernández dijo...

Ocurre más de lo que nos pensamos, estar muertos en vida. A lo mejor eso es lo que llaman Limbo, en fin, no sé.

Álvaro Tilo dijo...

He querido conocer, Aniki, tu blog y tu manera de decir tus cosas.

Me ha encantado lo que dices y como lo dices y además me has recordado antiguos viajes y lugares que conozco de la Costa Brava.

Un cordial saludo.

Valaf dijo...

Jajaja...Si fuera el tío ese me quedaría con cara de poker. En lugar de decirle "vamos, cariño, vamos a la cama", va y le sueltas que lo quieres como somnífero, jajaja.

Genial (lo malo del asunto es que se ajusta bastante a la realidad, jajaja)

Un petonet

Sergio G.Ros dijo...

Ja,ja.. qué bueno Aniki, me ha encantado ese diálogo. Le pongo un diez por lo bien escrito que está.
Besos.

Cesar dijo...

Vaya, menuda responsabilidad que me visite un miembro del gobierno!!
Un placer poder ofrecerle cualquier letra que le plazca..
Estaré atento a sus decretos-Ley

El Antifaz dijo...

Asi, como una costumbre equivocada, va pasando la vida, los dias se pisan el uno al otro sin que nos demos cuenta; hasta que en un momento se nos enciende una idea en la cabeza: que hemos perdido el tiempo.
Besos. Gracias por venir a casa.

lemaki dijo...

Este fragmento es estupendo. Eres una auténtica narradora, descubriendo detalles en apariencia sin importancia pero que desvelan una vida entera, con pasado, presente y futuro. No sé porqué he llegado a pensar que ella no se moriría en vida...

Me ha gustado mucho.

saludos.

Horacio dijo...

Muy buen texto, fluye con naturalidad, me ha gustado mucho, se deja leer sin sobresaltos y hasta me robó una sonrisa, eso de: "tú te vienes a la cama conmigo que después de tantos años si no roncas no atrapo el sueño".

Saludos

Roberto Esmoris Lara dijo...

En ese clima de hastío conyugal la finada Andrea pasa a ser el paradigma de la libertad ;)
Abrazo, Amiga, muy agradecidos
Hasta luego!

José Luis de Valero dijo...

Tu post me trae agradables recuerdos de cuando no hace todavía muchos años, fui monitor de buceo en Llafranc, lugar del que guardo varias de mis filmaciones submarinas. Yo me alojaba en el Hotel Far de Sant Sebastiá, y francamente, añoro Llafranc tanto en tierra como los incomparables jardines submarinos que están bajo sus aguas.

Quizá regrese el próximo año, aunque no ya en plan profesional, aunque sin duda volveré a filmar bajo el mar como acabo de hacerlo hace unos días en otro lugar de la costa. Por cierto, que dentro de unos días publicaré un post y un vídeo sobre ese viaje.

Repito lo que te comento en mi blog. Gracias a ti por aparcar tu sana humanidad en mi infernal y luciferina web.
Me pillas aquí de milagro, puesto que acabo de regresar de vacaciones pero mañana mismo me largo rumbo a un lago maldito y misterioso en el cual, además de sumergirme para filmar sus profundidades, pienso grabar un reportaje relatando unos pasados y terribles acontecimientos que sucedieron hace unos cincuenta años.

Nos leemos en Septiembre. Hasta entonces,...
Besosssss cariñososss, largossss y profundossss....

Rayuela dijo...

qué buen relato,Aniki! fluye con naturalidad y termina abruptamente, como las escenas cotidianas.
me gustó muchísimo!


besitos*

KOKYCID dijo...

Es precioso ese amor tan cotidiano, tan "apañao" y de andar por casa. A veces es más fuerte ese cariño que la pasión de un amor reciente. Muy bien reflejado.

TORO SALVAJE dijo...

Que maja ella...
Me tiene abducido.
Besos.

María Arteaga dijo...

Hola Aniki.
Un texto excelente y que parece que estoy viendo :-)
Alguna vez he oido algo parecido. ¿La otra persona solo escucha?.
Un beso

Javier dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.